viernes, 17 de junio de 2016

Thelonious




























The Onliest - Pictures from a Monk Exhibition
John Law
FMR Records – 1996










Seguimos con el trío, por vicio o azar.

Por ser la formación perfecta del jazz o porque no había más músicos.

John Law presenta una exhibición de Monk.

Son casi 20 fotografías o pinturas.

Una revisitación que en manos de este pianista nacido en Londres, sirve para darnos una muy buena idea del inmenso talento de Thelonious Monk.

Con “Ruby my dear” nos da la dimensión de la infinita cabeza del genio, nos hace ver las diminutas estrellas de la noche, escuchar los sonidos que habitan en ella, incluidos el eco y la perseverancia del viento.







Personal

John Law – piano
Tim Wells – contrabajo
Paul Clarvis – batería, percusión









De toda una vida como músico y compositor, Law da toda una vida.

Y esa vida se rehace como una hoja de ruta con 19 estaciones.

O como un rompecabezas cuyo final no conocemos.

Todo Thelonious, su ritmo, la respiración de su música.

Dejo en los “iluminados” los tracks “Bemsha Swing”, “Misterioso”, “Ruby” (por supuesto), “Round Midnight” (bien oscuro, como la medianoche, con un piano increíble), “In Walked Bud”, otro poco de “Bemsha” y “Ask Me Now”, perlas preciosas tocadas por las manos de un pianista enorme.




































Tracks


3. Evidence 1
5. Thelonious /Promenade
6. Introspection
7. Blue Monk
8. Thelonious /Promenade 2
10. Thelonious /Promenade 3
11. Friday The 13th
13. Thelonious /Promenade 4
15. Thelonious /Promenade 5
16. Epistrophy
17. Evidence 2
19. Thelonious /Promenade 6







7 comentarios:

  1. Ay Marisco!!
    Bendita tu oreja y este blog...

    ResponderEliminar
  2. Alguna vez leí que desde 1976, seis años antes de su muerte, Thelonious vivía en la casa de la baronesa Pannonica de Koenigwarter (Nica, para los amigos) en Nueva Jersey.
    Nica era la misma que hospedó a Charlie Parker en su apartamento del Hotel Stanhope, en Nueva York hasta su muerte en 1955.
    Allí Monk se levantaba cada mañana, se vestía con su mejor traje y se tiraba en la cama o miraba por la ventana a través del Hudson la ciudad en la que había compuesto y actuado toda su vida.
    Tres años antes había abandonado los escenarios y dicen que a partir de ese momento nunca volvió a tocar el piano.
    ¿Estaba completamente loco?
    Yo creo que los últimos nueve años de su vida los dedicó a escuchar dentro de su cabeza toda la enorme cantidad de música que había compuesto.
    Ruby my dear es algo impresionante, una canción a su primer amor, Ruby, y John Law la recrea de un modo exquisito.
    Un gran abrazo y gracias, Marisco...

    ResponderEliminar
  3. Me gusta mucho, Marisco, John Law interpreta de forma sublime al gran Monk.
    Gracias genio...

    ResponderEliminar
  4. Hola Marisco:
    El contrabajo de Wells en Round Midnight es maravilloso.
    Lo confirma en In walked Bud.
    Es genial como Law rescata la esencia de Monk, lo esencial de Monk que es el tempo.
    Un abrazo monkiano desde el manicomio...

    ResponderEliminar
  5. Marisco:
    Quiero votar por los dos Bemsha Swing, dos joyas, para mí el segundo más Monk que el primero, que es Lawsiano pero genial.
    Admito opiniones en contra, por supu...

    ResponderEliminar
  6. Sensacional Marisco, brindo por Thelonious y la música y por John Law y por todos nosotros también...

    ResponderEliminar